domingo, 28 de noviembre de 2010

OSKI POR OSKI

Textos extraidos de una nota aparecida en la revista Crisis Nº 53, años 80's:

"Empecé a laburar en una librería. Dibujaba láminas escolares. Pintabamos por ejemplo " El combate de San Lorenzo", "La Higiene", "El ahorro", "El oxígeno". Más tarde entré a dibujar orlas y etiquetas para la casa Anthony Blank. De ahí me viene la afición por las filigranas y la manía por los marcos, así como la presentación "didáctica" en temas como "El billar" o "El karate" se debe a mi paso por las láminas escolares."

"El Billar"
Vera historia del deporte. Ediciones Universitarias de Valparaiso. 1973.

"Uno siempre toma de tipos alguna cosa. Por ejemplo, si no hubiese estado Lino Palacio cuando yo empecé, quizás ahora estaría haciendo otra cosa. Creo que uno de los dibujantes más grandes que hubo acá fué Divito. Es cierto que estaba un poco atado a las formalidades tradicionales, pero cuando rompió con el "estilo Quinterno", y encontró su propio lenguaje fue el gran intérprete de lo porteño."
"Mi inclinación por la pintura comenzó entonces. Me había recibido de profesor en Bellas Artes y estudié con Centurión, que había sido profesor en la escuela. También estudié con Petorutti. Parece que andaba necesitado de algunos mangos y enseñaba en una casa de Charcas y Callao. Recuerdo que nos hacía hacer esfuerzos raros. Nos hacía dibujar como decía que hacían en el Renacimiento: en un palo largo te ataba una carbonilla y vos, con ese instrumento, tenías que copiar una naturaleza muerta. Era difícil, pero parece que el dibujo sale más fresco. Algo así como dibujar con la izquierda. Creo que Leonardo decía que "la derecha es demasiado sabia".

"Poco antes del año 1942 apareció la revista Cascabel. Allí tuve mi primer contacto con los dibujitos de Steimberg. La linea sencilla, sin detallismo. Ver eso fué fabuloso, dificilmente pueda olvidarlo. Me dí cuenta que lo que uno hace en broma, para divertirse, se podía publicar. Venciendo mi timidez llevé mis trabajos a Cascabel. Eran unos chistes que ahora darían miedo a cualquiera, sin embargo parece que gustaron porque el primero de abril de 1942, me publicaron uno."
Página de revista Cascabel Nº 208, noviembre de 1945.

"Ahí empecé a hacer "César Bruto". Carlos Warnes lo escribía y yo lo ilustraba. Junto con Warnes hicimos Los grandes inbentos deste mundo, el Medicinal Butoski Ilustrado (n. del a.: Esto es posterior) y seguramente mil cosas más que ya ni recuerdo. Lo cierto es que a mi me interesaba la pintura, y los chistes eran un ganapán."

Portadas de libros de César Bruto de 1946 y 1955, respectivamente.

Portada, página 3 y páginas centrales del primero de los 5 (?) cuadernos "Medisinal Brutoski Ilustrado", editado por C. Dupont & Cia. en 1954.

"Al mirar hoy esos trabajos míos con Warnes me resultan de una dureza... tan recargados. Era algo muy primitivo, como todo lo que empieza. Después fuí dibujando más, limpiando el dibujo. Pero sigo, hasta ahora, inseguro. Cada dibujito me cuesta muchísimo. Lo calco, por lo menos, dos o tres veces."
Aparte: Caloi dice que Oski le enseñó a "darle bola a la espontaneidad de los bocetos (una vez lo encontré calcando, en su estudio; le pregunté si no le daba vergüenza, y me mostró lo que calcaba: uno de sus propios bocetos)"
Texto del libro "El descubimiento de américa", que incluye homenajes de Fontanarrosa, Caloi, Sabat, Sendrá y Rep.

Tira de Caloi del día siguiente a la muerte de Oski.

"Un día largué todo y me fuí a Perú. No sé por que lo elegí. En el '43 estaba instalado en el Cuzco. Estudié Arqueología y Folklore en la Universidad. Seguí mandando mis dibujitos a Buenos Aires. Allí hacía cosas que tenían que ver con el surrealismo. Los cuzqueños no tenían ni idea de que se trataba. El Perú en aquellos tiempos era otro mundo. Saqué cientos de fotografías que después vendí en Viena. Además de fotografiarla, dibujé esa realidad. De ese entonces, 1944, es "La banda de música". Esos dibujos los expuse en un cine. Vino un cura amigo con un grupo de chicos del colegio y los pibes se afanaron todo. Creían que se los podían llevar, que eran un regalo, que se yo..."

Portada y trés páginas de "Vera historia de Indias" de la edición de 1968 por Compañía General Fabril Editora, s.a.

"En Buenos Aires apareció Rico Tipo. Para esta revista-la mejor que yo recuerde entre las de humor que se publicaron en Argentina- hice "Amarroto". Estaba basado en un tío mio que era comisario. Rico Tipo usaba el nacionalismo, la cosa porteña. Era jodida en el sentido de que se cagaba de risa de las provincias, de los paises limítrofes"


Amarroto en Rico Tipo Nº 213 de 1948 y página de chistes de la misma época.

"Trabajar en las revistas mas importantes del pais me daba la posibilidad de darme algunos gustos. Viajaba por el pais, hacía exposiciones."

Nota en revista Rico Tipo de 1947.

"En el '46 me fuí a Chile. Desde entonces fuí y vine constantemente, hasta poco antes de la caida de Allende. Tengo un cariño muy especial por Chile. Trabajé para el gobierno de Allende. Ilustré una serie de folletos con el tema del azúcar."

Chile. Revista Pobre Diablo Nº 121. Marzo de 1948

"En el 48 me fuí a Italia, trabajé en muchos diarios y revistas desde el primer momento porque mis trabajos se conocían. Ahora, en Italia, hay algunas revistas que son bárbaras. En una de las que colaboro, se llama Il Male, la policía la secuestró varias veces por inmoral, pero en realidad están lejos de la inmoralidad. Diría que son groseros. Allí la cosa no aparece disfrazada. La caca es caca y no hay vuelta que darle. Allí voy muerto, tengo que adaptarme, buscar... Trabajé mucho en publicidad. Hice el Zodíaco, un "mapa de los vinos de Italia", "Las tablas médicas de Salerno", esa escuela médica que duró hasta Napoleón." (n. del a.: En Il Male comparte cartel, por ejemplo, con el genial drogadicto Andrea Pazienza)


Portada y algunas aperturas para las Tablas Médicas de Salerno, editada por Lumen en 1985.
Los dibujos de esta obra fueron publicados el año 1970 por el laboratorio Serono, Roma.

"Eso no quiere decir que haya hecho la guita. Siempre viví con una austeridad espartana. Puedo beber champán de vez en cuando, cosa que me gusta mucho. Uno no precisa tanto para vivir... además con mi manera de hacer negocios es difícil ganar bien.
Me cuesta hacer ese juego de relaciones. Es difícil eso de ir a la galeria de arte, a las presentaciones, porque a uno le dicen que ahí puede pasar algo, puede salir algún laburo. Hay que hacerse la cortesana, y a encamarse con el ministro. Cuesta una humillación estar en onda, un emputecimento."
Portada de Fausto, editado en 1963 por Eudeba.
Editorial Universitaria de Buenos Aires.

"Para laburar necesito champán. El champán es caro. Para comprar champán necesito plata y para tener plata necesito laburar. Pero para laburar necesito tomar champán... entonces, no puedo laburar."

"El humor es eterno; el chiste, la pavada, no duran. El humor gráfico que aparece en la prensa da popularidad a los dibujantes y uno llega a sentirse importante, conocido por todos. El deseo por hacer ese trabajo responde a un estado por el cual todos pasamos y tiene que ver con el ego, con la fama. Pero ocurre que al tratar temas de actualidad, el humor se vuelve efímero, se envejece, pierde el sentido"

"Lo que hace uno es sobrevivir a la angustia. Es el problema de la soledad. Es la angustia del que no tiene a nadie más que a su propia soledad."


Tapa y contratapa de Los cuadernos de Oski, editado por el autor.

Para terminar una cita del Perich, gran humorista español de revista La Codorniz: "Oski publicó en nuestro pais (España) durante bastantes años en una revista a medio camino entre el tebeo y la revista de humor llamada "El DDT". Se recibieron bastantes cartas preguntando por qué Oski no aprendía a dibujar."


18 comentarios:

Diego dijo...

Muy buen post!
Esa última nota me recuerda la polémica que se armó con Langer en el blog de Fierro...

SaKi dijo...

Alguien veía en alguien algo que no veían los demás. Como ese alguien era, por la mayoría, algo más que ese alguien... la mayoría empezó a mirar con más atención al alguien.

Aún nadie (o al menos no nos enteramos) descubrió que vió ese alguien en alguien. La pregunta seguirá estando un gran tiempo.

Juan Panno dijo...

Hace poco me compré Oski en su tinta y no paro de maravillarme sobre todo con un chiste donde hay un tipo en el medio de un juicio en el infierno, con el diablo de juez y el tipo se está friendo unos huevos en una sartén con un fuego que sale de por ahí. y el diablo le dice algo asi como "a usted le parece apropiado?"
Era uno de esos genios indiscutibles.

sangre dijo...

Muuuy Bueno el blog.
El sr.Oski ha sido un artista maravilloso, con la cualidad de la atemporalidad en su trabajo

Pero su blog, es bello de ver y facil de leer; todo un hallazgo comunicativo en el mundo de los blogs.

En rara ocasiones, un gran contenido luce tan bien y tan accesible como en este caso.

Saludos.
SANGRE CANÍBAL.-

patodepiedra dijo...

maradona

Zacatillo dijo...

Buenísimo.
Me gustó lo que dijo de Divito, lo que dijo de la soledad.

Todavía tengo que comprarme un libro de Gila que vi por Rodríguez Peña. La última vez, un amigo me compró Paja Brava de Tabaré.

Buenísimo post. Oski me gusta desde que vi la peli esa con dibujos del descubrimiento de América.

gustavo roldan dijo...

Beatríz Ferro me contó que cuando Oski iba a comprar champagne, compraba dos botellas, "por si la primera sale mala"
Un maestro inolvidable.

Diego A. Parés dijo...

Saki, yo no te voy a explicar porque no tengo las palabras, porque no se mucho de dibujo. El espacio, las texturas, la tensión, que se yo. Además mirá esos tres árboles. Fijate que no hay muchos dibujantes que te inventen un árbol y vos digas: es tal dibujante.
Oski inventó todo, todo lo que hace es suyo. Un árbol no es un árbol, es un arboloski, digamos.
Pero preguntale a Quino, o a Caloi o a Fontanarrosa o a Breccia. Tenés alguienes de sobra para elegir.

gran-a dijo...

Un genio Oski y sus arboloskis

Lucas Nine dijo...

Gran laburo, Diego. Gracias.

Lucas Nine dijo...

Dicho sea de paso, las palabras te sobran. Picarón.

Rebo dijo...

que buen post che.Laburé un tiempo en una librería,donde hay una sección dedicada a libros de historietas y entre esos libros,todos de autores argentinos,estaba el de las tablas médicas,no se que tenía ese libro que todos los pibes que iban se lo querían llevar; estoy hablando de esas ediciones medias fuleras de enedé y estoy diciendo que aparecía al lado de los macanudos,dante el elefante,gaturro,mafalda,etc.No miento.
Las madres no los compraban porque salían como 100 mangos.

Delirios de Muñekita CaT dijo...

Tu blog está excelente, me encantaría enlazarte en mis sitios webs. Por mi parte te pediría un enlace hacia mis web y asi beneficiar ambos con mas visitas.

me respondes munekitacat@hotmail.com

besos

Isabella Miranda

Diego A. Parés dijo...

Que raro, escribiste lo mismo que en el otro blog, textual.
Tomatelas.

Anónimo dijo...

¡Así se habla!

PAIO ZULOAGA ●๋• dijo...

que grande, gracias x compartir esto

Bistiarj dijo...

Acabo de conseguirme el Fausto de Oski en EUdeBA y un Oski por Oski, todavia me queda volver por Cuadernos de Oski: La medicina!!!!
Encontre una mina de oroooooo!
Saludos y gracias Parés

Diego A. Parés dijo...

¡Habilitá dirección! No te preocupes que todo eso lo tengo.