domingo, 26 de abril de 2009

LOS PLAZOS DE ENTREGA

Un inédito y brillante dibujante va a mostrar su carpeta a un editor, lleva sus mejores obras, las más elaboradas, las mas inspiradas, las mas meticulosamente plasmadas.
El editor las mira, con su inexpresivo rostro, y tras detenerse en alguna de ellas pregunta:

-¿Y cuánto tardas en hacer esto?

Voy a partir del supuesto de que lo que ud. quiere es vivir de esta profesión. Hay artistas que prefieren vivir de otra cosa y preservar su arte de (casi) todo límite editorial, si es que eso fuera posible, pero sobre todo es gente que no elije al dibujo como sustento. Hoy vamos a hablar de otro caso, el de la gente que, como usted, desea hacer de este oficio su trabajo.

La historia de la historieta, del humor gráfico, de la ilustración, está cruzada por un hecho fundamental, básico, fundacional, que delineó sus características gráficas y la hizo ser como es: Los plazos de entrega.

Ud. debe hacer una obra lo más digna posible, en determinado tiempo. En eso se distingue a la pintura de la historieta. Un cuadro puede llevar años, una historieta tiene que ser entregada, diagramada, impresa, publicada y distribuida en un corto tiempo.

No vamos a hablar por el momento de cómo lograr que este límite que impone el mercado sea asumido por usted con inteligencia para lograr un resultado óptimo, digamos que Krazy Kat es un buen ejemplo de eso.

Hablaremos de la importancia de los plazos de entrega. El editor quiere saber en cuanto tiempo usted es capaz de hacer ese maravilloso dibujo que le muestra. Porque ese dibujo estará al SERVICIO de una estructura superior: Una editorial.

Una editorial toma su dibujo, lo deposita ante un diagramador, que diagrama no solo su página, sino las que tenga la publicación, el trabajo del diagramador pasa al corrector que supervisa la ortografía, para luego llegar a la etapa de impresión. Las imprentas muchas veces cuando la entrega del original se demora, cobran multas a las editoriales. La revista impresa está siendo esperada a su vez por la distribuidora, que tiene una grilla de distribución que incluye a esa publicación y otras muchas, y este trabajo también requiere de una planificación.

Hemos visto como su dibujo no está solo. Es un engranaje más de una estructura.

Los norteamericanos usan una palabra muy ilustrativa para los plazos de entrega: Deadline. Línea de muerte. La importancia de este límite se hace patente.

Guille nació un día en que Quino tuvo que resolver el problema que hoy tratamos.

Ud. es un creador, trabaja con cierta dosis de imprevisibilidad, de misterio, la hoja en blanco. Pero este trabajo no es muy diferente de otros. Se confía en su capacidad para cumplir un objetivo. Cómo se confía en la capacidad del albañil para construir una pared en determinado tiempo sin que esta se caiga.
Es muy común escuchar la pregunta: ¿Y cómo se le ocurren los chistes? O ¿Cómo hace cuando no se le ocurre nada?

Bueno, joven principiante, la historia del comic está plagada, está hecha en un gran porcentaje de gente que apeló a su oficio para entregar el material en tiempo y forma.
Desde Oesterheld y Breccia, hasta Liniers, todos nos hemos visto en la situación de entrega.

La entrega del material en tiempo y forma, para la editorial, es incluso más importante que la calidad del mismo. La publicación espera llenar un espacio en blanco con su dibujo. Un dibujo apenas bueno, no brillante, no muy bueno, un dibujo digno, pero entregado a tiempo, es mejor que una obra de arte entregada tarde.

Es importante que usted comprenda esto si elije vivir del dibujo. Cómo en cualquier trabajo usted debe sobreponerse a sus mayores o menores ganas, hacer uso de su conocimiento y afrontar la responsabilidad que contrajo.

Todos hemos tropezado con este problema, y todos nos hemos visto en situación de sacar algún conejo de la galera para resolverlo. Todos hemos tenido algún fracaso y a todos, en mayor o menor medida, nos cuesta esfuerzo sobreponernos a la falta de ganas o inspiración.

Espero las consultas de los dibujantes y de los dibujantes mas experimentados espero algún aporte en cualquiera de las direcciones: La falta de ganas, fracasos en la entrega, falta de tiempo (de la cual no hemos hablado y es tan importante cuando se vive de esto), intentos de soluciones gráficas encontradas para sortear este límite, etc.

26 comentarios:

Brian Janchez dijo...

te queria mostrar este link que encontre que es muy parecido a lo que estas haciendo con el oficio del plumin:
http://chiquirritipis.blogspot.com/
brian.

Brian Janchez dijo...

y perdon si jodo, una entrevista a breccia en dailymotion:

http://www.dailymotion.com/video/x8uj7w_alberto-breccia_creation
brian.

Chuki dijo...

Aceptar las "deadlines" trae el problema de aceptar tus propios limites. A mi, el plazo de entrega me jode menos que los temas idiotas que a veces tocan ilustrar y a los cuales no tenes manera de meterles algo interesante graficamente.

Choropeitor dijo...

Carambas, eso sí que es un problema.

Por ahí me dedique a rebotar en esas abundantes y flamantes galerías de arte joven. Haré historietas sobre tela y las sacaré a pasear por un mercado que no les dará pelota...

Dibujo mal y lento, nada que sea publicable. ¡Dibujo por amor!

Guillermo Pedersen (GAP) dijo...

Me gusta este post... a ver que comentan los grossos...

polaco scalerandi dijo...

uff, soy el personaje del que hablas, esta muy bueno el texto y es muy real. voy a probar este año y sino me convertire en un dibujante aficionado, porque a veces no me da el cuero
me re gusto lo que escreibisyte, me imaguinaba como el texto que podes encontrar en un libro sobre la historieta , por ejemplo de will eisner, posta.
igual me quedan como 9 meses de plazo para probar, jejeje
abrazooo grandee dieguiii

CALVI! dijo...

Muy hermoso post.
Es UNA realidad, o mejor dicho, una parte. Que abarca no solo la historieta publicada en medios (diarios y revistas), como la hecha por encargo (aunque sea para un libro), sino también a la ilustración, casi todos (todos?) los historietistas hacen ilustración, por gusto o para vivir.
De todas formas, lo fascinante de esto, es que son reglas, reglas del laburo y del juego.
+
Es como un director de cine. Por poner un ejemplo tonto, pero claro, sabe que el cine no transmite olores, solo sonidos y la ilusión de movimiento. Bueno, con eso debe encontrar la manera de dar al espectador la sensación de olor o perfume. Pero, muy importante también, no quedarse sin guita a mitad de la filmación.
+
Por útimo. Hay plazos y plazos. Laburos y laburos. Una tira para un diario debe estar sí o sí. Un libro se puede atrasar un poco. Porque la calidad de una tira, si bien importante, es solo parte, mínima, de la realidad diaria de un diario. La calidad de un libro en cambio lo es todo (digo calidad, por estilo del autor, sin hacer juicio de valor) entonces se puede atrasar un poco.
+
Pero insisto, la falta de tiempo. O el verdadero tema, como usar el tiempo disponible de la mejor manera, es una regla, ni buena ni mala. Es y punto.
Y dos cosas que pueden sonar chotas, pero bueno...
1.- Saber hacer cosas bellas (de nuevo sin hacer juicio de valor, hay para todos los gustos) en el tiempo disponible, es tan importante como el laburo en sí. (Igual ojo, a veces, como en muchos casos se da, el tiempo disponible es mucho, y ese es otro desafío, del que seguro Diego hablará más adelante.)
y 2.- Un dibujante dibuja siempre, sabe administrar y capitalizar la inspiración (que es una chispa que bien usada hace maravillas), un escritor-dibujante lo hace siempre. Cómodo o incómodo, apurado o relajado, libre o no, por el morfi o por gusto. Contento o triste, siempre.
(Y si no dibuja, piensa dibujos)
+
Entonces, consejos (Sí, hoy me levanté mala onda y pedante, es lo que hay): Tener un registro de dibujo lo suficientemente amplio, poder dibujar rápido o lento, según necesidades. La calidad de un laburo no depende, o no debería de miles de detalles o rayitas.
-Aprovechar el tiempo, si no se puede hacer una rutina (yo aún no puedo) sacarle provecho al rato que estemos en el tablero, dibujando!
-Andar con libreta, anotar ideas, capitalizar la inspiración es eso, recuerdo una bella tira de REP, un tipo cojiendo se le ocurre una idea, la caza en ese momento (la guarda, memoriza o anota) y sigue cojiendo.
-No pensar que uno hace la gran obra, o la capilla sixtina de la historieta. Dejar que la gente decida eso. Uno trata de hacer su mejor laburo. Pensar que una obra es super trascendente y merece un premio solo inhibe y ralenta.
-No cortar el flujo, si dibujás todo el tiempo, dibujás más rápido y mejor.
-Disfrutar. Aún desde el sufrimiento, la frustración, el dolor de culo y espalda, la guita poca o lo que sea, el momento en que el lápiz (óptico o el otro) está dibujando. Es dolor, y esfuerzo y cansancio y laburo, sí. Pero también es placer, nadie te pide que dibujes. Nadie te alista, te obliga. LO hacés porque te gusta.
Abrazo enorme a todos los que ven el sol entrar por las rendijas de las ventanas y aún les falta mucho por entintar.
FER
PD1: Obvio hay mucho más que decir, esto solo rasca la superficie.
PD2: Y, obvio también, estos es lo que me pasa a MÏ, y funciona a MÏ, como todo lo que uno dice, la realidad y visión de cada uno es diferente.

Alex Dukal dijo...

-¿Y cuánto tardas en hacer esto?
En algún lado leí que Charles Burns tardaba 4 días por página, por otro lado, no tengo el dato preciso pero me imagino que Crumb debe hacer varias páginas por día, entonces me supongo que la cuestión primera será conocer cuál es el promedio de cada uno. ¡Lindo tema ha sacado Mr. Parés!
Personalmente sueño con aprender a manejar esas cuestiones, por ahora, lo único que logro es dormir bastante menos de lo lógico.

CALVI! dijo...

Buen punto de Dukal.
Conocer los tiempos de cada uno es fundamental.
Dormir menos de lo normal es un mal, a veces, inevitable.
Saludos!

PIPI SPÓSITO dijo...

a ver...les cuento como hago yo con el tiempo? digo...hoy y mañana dibujo en lapiz azul...y en dos dias esta...asi me tenga que rascar el higo porque estoy adelantado o me tenga que pelar el orto porque no llego...despues digo, mañana a la mañana hago los globos, y tardo eso...por ahi me lleva menos tiempo...pero yo tardo la mañana entera, despues digo, bueno, como me tiro un rato y a la tarde entinto dos paginas...y asi...a la noche ya no puedo dibujar, no me da la cabeza ni los ojos...asi que me levanto muy, muy temprano.espero les sirva de algo...chauuuu.

guflo dijo...

Muchísimas gracias por el blog!! Lo acabo de descubrir. Excelente!! Ya lo puse entre los links recomendados del mio. Un abrazo. Guflo
http://guflo.blogspot.com/

Beto dijo...

Así es Diego. La tragedia de los plazos de entrega no la viven sólo los dibujantes, eh. Está presente en prácticamente todas las disciplinas laborales. Es, como dicen en inglés, un "fact of life". De poco nos sirve protestar y hacer pucheros ante el generalmente poco tiempo que tenemos para entregar un trabajo. Y, si tanto nos jode eso, pues mejor largamos de dibujar para publicaciones y nos dedicamos al rollo del arte o a sembrar papas, ¿no?

Lo sé porque a todos nos pasa, nos obsesionamos con que lo que entregamos quede lo mejor posible mientras que la periodicidad de los medios valora más que se cumpla con las entregas que el nivel de prolijidad del trabajo (aunque se supone que con suficiente experiencia y práctica podés ser bastante ágil y prolijo mientras entregas en tiempo récord). Personalmente me gustaría ser tan rápido en el dibujo como algunos a quienes admiro pero sé que eso solamente se logra a fuerza de años de práctica, maña y experiencia constante.

Y -no sé si lo han reconocido- muchas veces verte entre la espada y la pared te obliga a ser pragmático y a tomar decisiones que, teniendo todo el tiempo del mundo, no serías capaz de tomar. Por eso a veces es como inútil quejarse de no tener tiempo suficiente...

De nuevo, saludos desde Costa Rica, aquí corriendo la bola con los amigos comiqueros para que sepan de vos y de lo que hacés.

-Silva Leandro- dijo...

yo estoy apretado con las fechas pero we.. si para llegar no hay que dormir. no se duerme.
Xp


Saludos y muy buena la nota.
Leandro Silva

César Da Col dijo...

Diego, tu análisis me hace acordar a los textos didácticos de Andrew Loomis. Comparto cada cosa de lo que decís, sobre todo esta máxima: "Un dibujo apenas bueno, no brillante, no muy bueno, un dibujo digno, pero entregado a tiempo, es mejor que una obra de arte entregada tarde."

Y agrego: En este sistema, el "dibujante responsable" mata al "artista bohemio", aunque sea Picasso.

Esa es la base de todo. Ahora, si el artista entrega su obra en tiempo y forma, si fusiona todo su talento creativo con los plazos de entrega, tenemos por resultado un Quino o un Fontanarrosa, un Breccia o un Oesterheld. Grandes artistas y profesionales.

Qué buen tema que trataste. No todos los días uno se levanta con ganas de dibujar, o al menos no de dibujar las cosas que te indican dibujar. Pero bueno, la cosa es así y si uno quiere vivir de esto, de esta "profesión" u "oficio", tiene que aceptar las reglas de juego. Tanto en este trabajo como en cualquier otro.

Un abrazo, Cesar.-

Choropeitor dijo...

Yo prefiero trabajar de cualquier cosa y al final, aunque esté hecho percha, agarrar mi guitarra sin ser guitarrista y tocar lo que me venga en gana.

Asimismo, lo mismo para el dibujo.

No puedo dibujar para otros si no le encuentro unas palabras que yo quiera decir.

Si ser profesional es ser dibujante en tiempo y forma, entonces me dedicaré a otra cosa.

Pero en algún momento dibujaré las míticas diez mil horas. Las míticas diez mil horas que se deben dedicar a una disciplina para ser medianamnte digno de ella.

Y quizá entonces sea un dibujante en tiempo y forma. Quizá no.

No me importa ser bueno, yo quiero dibujar mis ideas rotas, hacrlas visibles al mundo de una forma que las palabras no pueden.

No sé si llevo diez mil horas de dibujo. Recién ayer se me ocurrió empezar la cuenta...

Dibujar es un verbo, a fin de cuentas.

Dios, les pido perdón, siempre escribo como si yo valiera algo.

¡Me esmeraré más!

P.D: Genial tema se ha tocado en este post.

¡Me esmeraré más!

Fabian Gordillo dijo...

Está bueno el post, agregaría humildemente que un laburante del dibujo no solamente dibuja (digo horas culo en el tablero, placer por lo que uno hace, creatividad, etc) eso es la mitad del asunto, la otra mitad es gestionar laburos, reuniones interminables, fechas de entrega (como muy bien lo describís en este artículo), gestiones de cobro, perseguir a los que "se olvidan", pagar impuestos, trato con contadores, mediar entre hacerce del dinero y las fechas de vencimiento de pagos diversos, etc, etc.
Por eso pienso que nuestra profesión no es solo dominar el lápiz y el plumín solamente, creo que es una parte. Ojalá mi vida fuera levantarme y dibujar hasta la noche, sería el tipo mas felíz Berazategui (me asusta un poco serlo del país o del planeta).
Quizás como todas las profesiónes donde se aplican placer y creatividad al arrancar nos confundimos un poco, el asunto es saber como jugar este partido.
Un abrazo, y una vez más mis felicitaciónes por tu interesante blog.

Fabián.

Dibujador dijo...

Este es un texto iluminador Diego. Es muy bueno para los que no tenemos la "calle" de publicar.
Yo tengo un trabajo fijo, de 8 hs y media en una oficina con aire acondicionado, en blanco, aguinaldo, vacaciones, fines de semana libres, ilustrando en flash para contenidos web. Tenemos plazos de entregas también, que son objetivos semanales. La ecuación calidad/tiempo es todo un tema, yo siempre termino haciendo horas extras (que no me pagan) por amor a lo que estoy haciendo, o quizá por orgullo nomás. Entregar una pedorrada es muy frustrante a nivel personal, aunque profesionalmente sea muy responsable.
Lo bueno de mi trabajo es que tengo un salario fijo, que me libera de mucho estrés por autogestión, y lo malo es que no tengo mucha libertad creativa y nada de lo que hago lleva mi firma, ni está hecho sobre papel porque son todos vectores. (Me hice otro blog para mostrar esas cosas).
Mucho tiempo se va en cuestiones administrativas de la empresa, como llenar planillas de seguimiento, mandar mails de consultas, etc.
Muchas veces para llegar a las entregas terminamos reutilizando cosas hechas de otros proyectos, que como son vectores, es un copy paste de objetos uno tras otro. Se cambian un poco los colores, algunas formas, y ya sirve para otra cosa. Para lo que son fondos de paisajes, por ejemplo, se usan una y otra vez los mismos árboles, las mismas plantas, los mismos edificios y nubes. Entonces disponés de un repositorio de imágenes que es muy útil, y lo único que tenés que hacer es adaptarlas a los diferentes estilos.
Me ha pasado con esto, de armar escenas sólo con objetos reciclados, sin "dibujar" nada desde cero.

igoi dijo...

Bueno, no soy dibujante profesional ni cerca. Apenas estoy aprendiendo a prueba y error, así que mi opinión esw a tomar con pinzas, (como cualquier otra, pero la mía es más frágil).
Yo entiendo esto del tiempo y que las editoriales lo necesitan así por el formato que venden. También entiendo que el dibujante que trabaja así busca una estabilidad laboral bastante importante a la hora de afrontar los costos de vida cada vez más elevados.
Pero como "dibujante", el tiempo mata el arte.
Se gana en plata, sí, para el dibujante y para el editor. Pero a costo de arte, de la obra.
Cuando empecé leyendo el post y llegué a la parte de "y esto cuanto tiempo te lleva", de hecho pensé que el post iba a ir por ese lado. La tristeza de este mercado que obliga a vender todo, donde se valora más el tiempo que la eficancia (desde que somos chiquitos nos toman exámenes cuya importancia radica en la velocidad de hacer las cosas más que en cómo las hagamos), y que ante un trabajo expectacular se opta por uno más veloz.
Es el mercado del consumo constante, acelerado y sin detenerse en detalles.
No se busca calidad, sino cantidad, y eso también llegó al arte del dibujante.
La verdad me encantaría poder tener un trabajo fijo, donde me paguen cada mes por mis dibujos. Pero prefiero tomarme mi tiempo, pensar bien lo que voy a hacer. Saber que voy en el camino correcto y que si me doy cuenta de que me perdí, poder volver a empezar hasta que la cosa salga bien, y después mejorarla hasta estar satisfecho.
Talvez algún día lo pueda hacer en 15 min. No creo, pero si así fuera talvez firmaría con algún periódico.
Pero ese soy yo, que prefiero laburar de otra cosa y no sufrir por lo que me gusta, a pesar de que me gustaría trabajar de lo que me gusta, pero sin sufrir.
En fin, repito a modo de resumen:

En un mercado de consumo constante, donde la cantidad se valora más que la calidad, los dibujantes y artistas también tienen que firmar contrato.

fermoselle dijo...

Muy bueno todo, desde el blog hasta los comentarios, yo recién empiezo con todo esto, y por ahora publico en un suplemento en el extranjero y en la revista de cable del norte del gran buenos aires, una vez al mes, pero lo mismo trato de tener una idea todos los días, de actualidad o simplemente una situación de humor que pueda graficar, la anoto en mi libreta y le agrego la fecha, de este modo obtengo un entrenamiento mental.En un reportaje que le hicieran a Laiza Minelli en su última visita al país, le preguntaron como se hace para ser una estrella, y ella dijo:
Hay que estar preparado para cuando la suerte llega, si no es así la suerte simplemente se va!
Un abrazo
este es mi blog espero que te guste
http://fermoselle-humor.blogspot.com/

Diego Agrimbau dijo...

Gran post, Diego. Pero no te puedo comentar demasiado. Estoy atrasado de verdad. JE.
Salu

CALVI! dijo...

A ver,
yo no creo que el dibujante aplicado deba matar al artista, ni bohemio ni nada.
Son solo reglas, particularidades del laburo.
Pasa en todo, siempre, que se hace un laburo.
La gracia, el talento, está en aprovechar esas obstrucciones, o al menos llevarlas con gracia.
+
Pero, ojo, tampoco la idea es: porque el mercado y los tiempos lo mandan, entrego cualquier garcha. La idea es, tomarse el tiempo de la misma forma que nos tomamos todas las otras limitaciones, técnicas y artísticas que tenemos.
Abrazo a todos,
FER
pd1: por otro lado, y esto no es necesariamente bueno, cada vez hay menos presiones de tiempos (salvo en diarios y revistas infantiles). Claro que también hay cada vez menos editores que pagan adelanto y eso.

Pablo P. dijo...

Creo que parte de la magia de la cultura POP es justamente eso, la cantidad, la industrialización y... me perdi, ni idea sobre a que venia...

Mr. Exes dijo...

Grandes verdades. Mi caso es , por ejemplo, con editoriales yankis. EL editor de Tales from the Crypt me manda para hacer comics de 20 páginas en semana y media o dos semanas. Vale aclarar que dibujo, entinto y coloreo. Menos el guión y el rotulado, todo, jaja. Y entrgo todo a término, pero obviamente, los resultados nunca son de mi estima. Por ahí rescato una, dos páginas. Hasta ahí. El copypasteo es moneda corriente. Pero el editor re contento por la entrega a tiempo, y me sigue pidiendo cada tanto mas laburo. Lo que dijo Diego y igual a lo que me dijo alguna vez mi Diego (Jourdan, mi agente, tocayo de Parés): los yankis siempre prefieren una mediocridad entregada en tiempo y forma que una maravilla entregada una semana retrasada. Una lástima, porque cuando me encontré con que iba a dibujar para Tales from the Crypt, me llenó de entusiasmo. Pero´de esta forma jamás puedo encariñarme con el proyecto, tomarme mi tiempo con cada página y hacer algo que pueda mostrar con orgullo. No pido mucho tampoco, con un día por página tiro bastante bien. Pero bueno, así es el asunto. Y esto solo un ejemplo. Y al menos parar, paro la hoya!!

Saluets

MRE

CHARLY HUESOS dijo...

DIEGO, buenísimas tus reflexiones y muy ciertas por cierto... con esto terminó la discusión arte o laburo: es arte+laburo, ¿y quién no sueña con vivir de esto? muy buenos los libritos de Garayco y esa MAFALDA pintada con colores tan pop, también los tengo, creo que somos de la misma generación. te mando un abrazo!

Arghoost Toons dijo...

Hola,Diego! lei la nota que compartio Alex DUKAL en su FB... que tema candente y de actualidad cotidiana!! mas que candente -¡¡ FUEGO, FUEGO señor editor se me quema el cerebro!!! a mi me esta pasando, es una mixtura entre lo que dice DIEGO que piensen que un teclita hace magia y MURIEL, corredme aquí, modificadme allí, y cambiadme aquí señor ilustrador, Peor lo peor no es en el LAPIZ, o en la TINTA, sino en... Leer más el coloooor, en fin avatares. Ahora, yo tambien tengo la culpa en mi caso acepte los tiempos que propuso la Editorial, error de principiante? si amen de saber que como dice DUKAL los editores se apiolaron y le mandan fruta a los tiempos, un acepta y buen aca me ven primero de mayo jajajaja, feliz porque es lo que quiero hacer for ever, ilustrar cona algun CHAN por haber cometido UN ERROR QUE JAMAS VOLVERE A COMETER, mmm JAMAS? en fin excelntes reflexiones enla nota!!!! saludos me voy a laburar!!!!

EN FIN me senti mas que identificado!!!

珊珊李 dijo...

徵信社,徵信,徵信社,徵信,徵信,徵信社,徵信社,徵信,徵信社,徵信,徵信,徵信社,徵信公司,尋人,抓姦,外遇,徵信,徵信社,徵信公司,尋人,抓姦,外遇,徵信,徵信社,徵信公司,尋人,抓姦,外遇,徵信,徵信社,徵信公司,尋人,抓姦,外遇,徵信,徵信社,徵信公司,尋人,抓姦,外遇,徵信,徵信社,徵信公司,尋人,抓姦,外遇,徵信,徵信社,徵信公司,尋人,抓姦,外遇,徵信,徵信社,徵信公司,尋人,抓姦,外遇,徵信,徵信社,徵信公司,尋人,抓姦,外遇,徵信,徵信社,徵信公司,尋人,抓姦,外遇,徵信公司,尋人,抓姦,外遇,徵信,徵信社,徵信公司,尋人,抓姦,外遇,徵信,徵信社,徵信,徵信,徵信,徵信,徵信,徵信社,徵信